Día del internet: el impacto del internet en nuestro día a día

Como consecuencia de este aislamiento social, el internet se ha fortalecido más que nunca, lo que inesperadamente nos ha hecho darnos cuenta el gran impacto y valor que tiene en nuestro día a día para seguir con nuestras diferentes actividades convirtiéndose en una herramienta indispensable en nuestra vida cotidiana.
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on pinterest
Pinterest
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest

Es importante que en el día del Internet podamos reconocer su gran influencia e importancia en nuestras vidas, pues sus ventajas son innumerables, hasta podríamos atrevernos a decir que deberían ser accesibles para todos. Y es que luego de probarlo, resulta difícil imaginar cómo sería la realidad actual sin el Internet.

¿Es necesario tener un Día del Internet?

Lo remarcable del Internet en este año, es el significado en la humanidad, ya que este 17 de mayo será un día muy diferente a todos los precedentes.

Imposible refutar su importancia vital, la cual es reforzada por la situación actual del mundo, una pandemia que nos ha llevado a un aislamiento social. Donde el mundo del Internet es el que nos mantiene cerca en el distanciamiento social. Por ende, hoy más que nunca tenemos suficiente razón para celebrar su existencia.

Historia, presente y futuro del Internet

Desde la invención del Internet, cuando unos pocos computadores enviaban cantidades irrisorias de información a otros dispositivos conectados a la gran red, hasta hoy el camino ha sido… corto.

Si comparamos el crecimiento de las tecnologías modernas e Internet con otros procesos históricos veremos fácilmente que la evolución ha sido exponencial. Solo a partir del 2010 los teléfonos inteligentes empiezan a ganar terreno a los celulares convencionales.

La realidad es que ya hemos olvidado que hace una década no hacíamos nada de lo que actualmente hacemos con los celulares, tablets y computadoras. Hasta nos cuesta imaginar cómo vivíamos antes sin estos dispositivos.

La capacidad de comunicarse y relacionarse instantáneamente nos ha mal acostumbrado, pues vivimos en el mundo de la inmediatez y el gran obrador de esto es Internet.

La veloz evolución lo ha convertido en algo necesario para nuestro día a día. Está en los negocios, el entretenimiento, la educación, la sanidad, la información y hasta en nuestras relaciones afectivas.

Debido a esta impresionante evolución, hoy existe el llamado Internet de las cosas (IoT), donde los objetos cotidianos se pueden conectar con nosotros mediante Internet.

También las máquinas se pueden comunicar entre sí para facilitarnos la vida. La comunicación entre dispositivos GPS de los automóviles fácilmente nos pueden avisar de un posible atasco y ofrecernos una ruta alternativa.

Cada día que pasa se nos hace más difícil distinguir si es algún producto innovador que anunciaron en la TV o si lo vimos en una película futurística. Por dar un ejemplo, un cepillo de dientes que detecta las caries o un espejo que avisa de enfermedades, ya existen.

Tal vez te interese leer:   ¿Por qué el internet está desplazando a la TV?

Una situación actual sin precedentes

El futuro de Internet hoy está más que claro, es nuestra forma de vida. Esta nueva coyuntura que nos trajo el COVID-19 ha hecho crecer todas nuestras actividades a distancia. El mundo de ahora necesita que se desplace la información y no las personas.

Conclusión

El futuro es más conectividad y fiabilidad. Necesitaremos más velocidad para ser ágiles en un mundo de urgencias. La tecnología también deberá acompañar y ofrecer mejores medios para poder “navegar”.

Justamente todo esto te lo ofrece Win, una empresa con mucha experiencia y en continua expansión.

¡Quiero mi Internet WIN!

Comentarios
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on pinterest
Pinterest
¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!