que-significa-el-ancho-de-banda-y-como-medirlo

¿Qué significa el ancho de banda y cómo medirlo?

La velocidad máxima de transferencia de datos de una red en un momento determinado a través de una conexión específica es llamado ancho de banda.

Muchas veces te habrás hecho esta pregunta: ¿Qué significa el ancho de banda y cómo medirlo? Pues bien, el ancho de banda es una medida de la cantidad de datos que se pueden transferir de un punto a otro dentro de una red en un período de tiempo específico.

Típicamente, el ancho de banda se expresa como una tasa de bits y se mide en bits por segundo (bps). El término ancho de banda se refiere a la capacidad de transmisión de una conexión y es un factor importante al determinar la calidad y la velocidad de una red o la conexión a Internet.

Hay varias formas diferentes de medir el ancho de banda. Algunas mediciones se utilizan para calcular el flujo de datos actual, mientras que otras miden el flujo máximo, el flujo típico o lo que se considera un buen flujo.

¿Cómo se mide el ancho de banda?

Originalmente, el ancho de banda se midió en bits por segundo y se expresó como bps. Sin embargo, las redes actuales suelen tener un ancho de banda mucho mayor que el que se puede expresar cómodamente utilizando unidades tan pequeñas. Ahora es común ver números más altos que se denotan con prefijos métricos, como Mbps (megabits por segundo), Gbps (gigabits por segundo) o Tbps (terabits por segundo).

Es importante saber que hay una gran diferencia entre mega "bits" y mega "bytes": la conexión física de tu hardware de red (es decir, conmutador, servidor o enrutador) siempre se mediría en mega "bits", pero el tráfico podría medirse en megabits o megabytes por segundo. Dado que la cifra de megabytes será mayor que la cifra de megabits, a la mayoría de los proveedores de servicios de la industria les gusta dar una transferencia total basada en esta cifra, sin embargo, la mayoría de los proveedores de ancho de banda usan megabits.

Traducir bits a bytes es bastante fácil: hay 8 bits en un byte. Para convertir Mb (bits) en MB (bytes), solo divides por 8. Por el contrario, para convertir MB en Mb, multiplica por 8. Entonces, si por ejemplo la cifra de salida máxima es de 8.55 Mbs en realidad equivale a una velocidad de transferencia de 8.55/8 = 1 MB aproximadamente.

¿Qué es la tasa de transferencia?

Muy a menudo, los servidores web hablan sobre el ancho de banda y la transferencia de datos o la tasa de trasferencia como la misma cosa. Sin embargo, de hecho, son diferentes. Mientras que el ancho de banda es la cantidad de datos que se pueden transferir a la vez. La tasa de transferencia de datos es la cantidad real de datos transferidos. Es decir, si el ancho de banda fuera un túnel, cuanto más grande sea el túnel, más autos pueden pasar a través de él. La tasa de transferencia de datos entonces sería la cantidad de automóviles que pueden pasar por el túnel en un período de tiempo determinado, digamos un mes.

Dicho esto, podemos decir que la tasa de transferencia no es más que el ancho de banda real que hubo o que hay en un momento y tiempo específico. Generalmente esta tasa de trasferencia siempre es menor a la frecuencia máxima de banda ancha a la que estamos conectados.

¿Qué es velocidad de transmisión?

Entender lo que representa la velocidad de transmisión es bastante simple. Esta mide el tiempo en el que tarda un servidor cualquiera en colocar el paquete de datos que se va a enviar en una línea específica de transmisión. Esta velocidad comienza a medirse desde el momento en el que se coloca el primer bit hasta el momento de colocar el último bit del paquete de datos que queremos enviar.

Hay que agregar que a pesar de que los protocolos modernos son bastante buenos para no perder ningún paquete, el ancho de banda limitado aún puede hacer que las operaciones sean demasiado largas para completarse, lo que resulta en tiempos de espera u otros problemas. Por estas razones es que muchas veces la velocidad de transmisión como la velocidad de descarga de datos se vuelve un tanto tediosa.

Diferencia entre un Internet simétrico y asimétrico

Una conexión simétrica es una conexión con velocidades de carga y descarga iguales. Un ejemplo de esto es una conexión a Internet de fibra de 500/500 Mbps, lo que significa que obtienes velocidades de descarga y de subidas de 500 Mbps. Por otra parte, una conexión asimétrica, es aquella conexión que no tiene velocidades de descarga y carga iguales. Por ejemplo, 60/3 significa 60 Mbps de descarga y 3 Mbps de velocidad de carga. Estas velocidades asimétricas generalmente se encuentran en las conexiones de Internet tradicionales, como por ejemplo la ADSL.

Ambos tipos de Internet ofrecen sus propias ventajas por ejemplo:

En el caso de las conexiones simétricas

  • Generan muy poco tráfico.
  • Las descargas son muy rápidas.
  • La carga de datos como por ejemplo cuando subimos contenido a nuestra nube es veloz.
  • Los servicios en la nube son bastantes accesibles.

En el caso de las conexiones asimétricas

  • Las velocidades de carga y descarga no corresponden a la misma cantidad de ancho de banda.
  • La velocidad suele ser inestable.
  • El precio es el más económico.

Para contar con el mejor ancho de banda e Internet simétrico puedes contar con WIN ahora con cobertura en toda Lima.